Albondigas de pavo con setas

albondigas con setas

Quien no ha crecido entre platos de albóndigas y pasta con tomate. Hoy os traemos un apunte para introducir la carne picada de pavo en la cocina. Unas simples albóndigas acompañadas con unas setas nameko, una seta con textura gelatinosa muy utilizada en sopas japonesas. Aunque podéis optar por otras setas de reducido tamaño que le irán igualmente bien, como pueden ser unas senderuelas o unas colmenillas de textura similar a las nameko.

Ingredientes:

Para las albondigas:
– 500gr. de pechuga de pavo picada
– 2 dientes de ajo
– leche
– pan bimbo
– 1 huevo
– perejil picado
– pimienta blanca y sal
Para la salsa:
– 1 cebolla
– 1 puerro
– 2 zanahorias
– 1 pimiento verde grande
– 1 tomate maduro
– 1/2 vaso vino blanco
Acompañamiento:
– 1 bote setas namoki
– 4 patatas
– perejil picado

Elaboración:

Empezaremos por la masa de las albóndigas, partimos de una carne picada, presumiblemente pechuga que podemos pedir a nuestro carnicero o comprar ya picada. En un bol añadimos la carne y la especiamos con un poco de pimienta blanca y sal. Añadimos dos ajos muy picados (lo mas picados posible), en un plato tomamos una rebanada de pan bimbo y la empapamos con leche, cuando este bien empapada (que se rompa al cogerla) la añadimos a la carne, añadimos también un huevo crudo y perejil picado. Mezclamos todo bien durante un rato, que se junte todo bien. Lo dejamos reposar.

Vamos ahora con la salsa, pelamos y limpiamos, la cebolla y las zanahorias, lo partimos a groso modo (ya que se va a pasar todo luego), lo añadimos a una cazuela con un poco de aceite y lo vamos pochando, picamos el pimiento y lo añadimos también, limpiamos el puerro y lo picamos, lo añadimos también. Lo dejamos pochar todo hasta que esta blando, añadimos entonces el tomate maduro en trozos y dejamos que se haga un poco y salamos todo, añadimos entonces medio vaso de vino blanco y un vaso de agua. Lo dejamos hacer todo durante unos 10 min. que hierva a fuego suave, pasado el tiempo lo pasamos por la batidora. Aquí ahora hay gente que le gusta la salsa tal cual o que la prefieren colada por el colador, lo dejamos a vuestra opción.

Para aprovechar aceite vamos a freir las patatas de la guarnición y luego freiremos las albóndigas en el mismo aceite. Pelamos las patatas y las cortamos en dados, las salamos y las freímos en aceite abundante a fuego medio alto hasta que estén dorados, las retiramos a un papel absorbente.
Continuamos con las albóndigas, tomamos la masa ya reposada y vamos haciendo bolas, las pasamos por harina y las freímos en el aceite que nos ha quedado de las patatas.

En una cazuela extendemos las albóndigas y les echamos la salsa por encima, añadimos también las patatas fritas y las setas, le damos un hervor a todo durante un par de minutos a fuego suave, espolvoreamos perejil picado por encima y servimos.

Posted by Asier Gorocica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s